"Ocaso de la Villa” con Laura Contreras, el sábado en La Olmeda.

Theme
All
EL OCASO DE LA VILLA
A las 19:30h tendrá lugar este espectacular concierto que hará las delicias de visitantes y espectadores que se encuentren en la villa romana.

 

  • El concierto muestra un pasaje ficticio sobre un episodio real de la Villa Romana La Olmeda, sus últimos días y el incendio que puso fin a la vida de la misma.
  • La opereta lleva el título El Ocaso en la Villa, haciendo referencia al momento de la misma en el que se desarrolla la acción. Durante la representación el objetivo es dar a conocer aspectos históricos sobre el contexto del trágico final del yacimiento y recalcar la importancia de su descubrimiento.
  • El presente proyecto surgió como iniciativa para dar cierre al programa de actividades conmemorativas de la celebración del 50 aniversario del descubrimiento de la Villa Romana La Olmeda. Debido al potencial de la Villa y a su importancia dentro del panorama nacional e internacional, se pretende dar a conocer la historia de la misma. La propuesta tiene como contexto un episodio histórico concreto desarrollado en pequeño formato y que se apoya en la música del compositor palentino Óscar Martín Leanizbarrutia.
  • Idea original: Óscar Martín Leanizbarrutia y Pablo Moreno. Redacción y diseño del proyecto: Carmen Lazcano Muñoz.
  • El acceso al concierto es libre hasta completar aforo. Además, durante la tarde, el acceso a La Olmeda es gratuito de 16:30 a 19:30 h. Habrá visitas guiadas, a las 16:30 y 17:30 h., cuyo aforo estará limitado y se completará por orden de llegada.

 

Sinopsis:

“Antiguas tierras de Pallantia, Villa Romana... Aera, una joven sirviente, sufre una vida sometida a sus amos que tendrá un desenlace fatal…”

Notas técnicas:

El proyecto, que nace con la iniciativa de remarcar el 50 aniversario del descubrimiento de la Villa, busca indagar nuevos caminos en la composición de la música para la acción escénica. De esta manera, se concibe a la interpretación como un papel musical más, por lo que se sustituye lo que sería un papel de Prima Donna por el de actriz protagonista.

Veremos también la intervención de piezas cantadas, pero por necesidades expresivas, no por limitaciones estéticas. La actriz y la soprano forman un todo, junto con el acompañamiento orquestal, como si de un "concierto para actriz, soprano y orquesta" se tratase.

Heredando ese arte completo que defendía R. Wagner, y con claras líneas expresivas cinematográficas, escucharemos una hora de música ininterrumpida, sincronizada temporal y emocionalmente con los papeles de la actriz y de la soprano.